La mejor manera de empezar

comillas¿Qué pasó después de “Society Secrets”?
Que me despidieron. Llevé la película a otro estudio para que me dieran otro trabajo. Me senté en los escalones de la sala de proyección, a esperar que apareciera el gran jefe y viera mi película, y entonces llegó John Ford y le expliqué lo que hacía allí. Me preguntó: “¿Es buena tu película?”. “No”, contesté. Y él dijo: “Entonces no tienes muchas posibilidades de conseguir trabajo. Tengo una idea. Acabo de hacer una película en la Universal que está bien. La mandaremos a buscar y le pondremos tu nombre”. Pues bien, a lo largo de mi extravagante carrera siempre he lamentado no haberlo hecho, porque es la mejor manera de empezar: incurriendo en latrocinio.

Conversación entre Peter Bogdanovich y Leo McCarey
El director es la estrella (vol. II)
Peter Bogdanovich

Anuncios

“Grupo Salvaje” en un cine de Chicago

comillasAl salir de la fresca sala al calor de la noche de Chicago, tuve tres cosas claras. La primera, que lo que acababa de experimentar era algo extraordinario. Una película tan única que sólo podía ser obra de un estadounidense con una visión muy personal. Segundo, que quería saber más: comprender cómo una película como aquella podía llegar a ser producida. Y finalmente, supe que quería volver a verla.
La noche siguiente volví con un grupo de amigos, insistiendo en que debían experimentarla por si mismos. En mi opinión, se trataba de una importante obra maestra del cine que no podía ser ignorada. La odiaron. A mi me encantó todavía más. Aunque no sabía nada sobre Sam Peckinpah aparte de su nombre, me maravilló su habilidad para mirar sin pestañear la encrucijada de la vida y grabar imágenes que encontraba allí. Durante las semanas siguientes, volví a ver la película media docena de veces, trayendo conmigo a todo el que quisiera acompañarme. A algunos los conmovió tanto como a mí. A otros les pareció repugnante. La controversia confirmó mis sospechas: se trataba de un cineasta cuyas agudas observaciones mostraban la verdad a expensas de la comodidad. Con la intención de comprender más a fondo, me apunté en una escuela de cine.

Garner Simmons explica en el prólogo de su libro Sam Peckinpah (Vida Salvaje) su impresión tras ver Grupo Salvaje (The Wild Bunch, 1969)

Llámeme condesa Pola

Pola Negri, Forbidden Paradise, 1924. Via

Pola Negri, Forbidden Paradise, 1924. Via

comillas[Pola] Negri abandonó Hollywood y regresó a Europa, en donde hizo películas en varios países durante los años treinta. Una de ellas, Mazurca, rodada en Alemania en 1935, se convirtió en la favorita de Hitler. Los rumores de un idilio entre Pola y el Führer la pusieron en el candelero. Demandó a “Pour vous”, la revista francesa que publicó el rumor, y se llevó un buen dinero. Su costurera descartó un romance con el líder nazi. “Mayor dictador que Miss Negri no puede haber -afirmaría-. Ella nunca iba a aceptar órdenes de Hitler.”

El crepúsculo de los dioses
Sam Staggs

Asunto interdepartamental

Lesley-Anne Down en vestuario durante el rodaje de la película "The Great Train Robbery" (1978). Fotografía de Eve Arnold. Via

Lesley-Anne Down en vestuario durante el rodaje de la película “The Great Train Robbery” (1978). Fotografía de Eve Arnold. Via

comillasYo [Hume Cronym] trabajé en “Naufragos”, de Hitchcock. Allí estaba Tallulah Bankhead, que nunca usaba bragas, y cuando subíamos al bote salvavidas por medio de una grúa mecánica, con la falda arremangada, les daba todo un espectáculo a los actores y al personal de rodaje. Hasta que alguien se quejó a Hitch, pero éste no quiso meterse. Dijo que era una asunto interdepartamental, un problema de guardarropía, de la sastresa… y tal vez de la peluquera.

Antología del ingenio
Luis T. Melgar

Todo es mentira – Lucía Lijtmaer

Fotograma del mockumentary noruego Trollhunter

Fotograma del mockumentary noruego Trollhunter

Todo es mentira – Lucía Lijtmaer
Interesante artículo sobre algunos de los recientes desplazamientos de la borrosa línea que separa la realidad y la ficción. Desde las citas de Hitler atribuidas a Taylor Swift, hasta la quizás-ficción de la literatura pasando por el falso/verdadero documental Interior. Leather Bar que busca los 40 minutos censurados de la película A la caza.

El ovni de Gloria Swanson

Dewey Linze escritor de temas aeronáuticos de Los Angeles Times examina el "ovni" de la colinas de Hollywood. Via Los Angeles Times

Dewey Linze escritor de temas aeronáuticos de Los Angeles Times examina el “ovni” de la colinas de Hollywood. Via Los Angeles Times

En enero de 1957 la actriz Gloria Swanson junto con un grupo de amigos informa a la prensa de Los Angeles que en la colinas de Hollywood han descubierto un ovni estrellado. Hasta allí se acerca a investigar el escritor de temas aeronáuticos de Los Angeles Times, Dewey Linze. Tras comprobar que la nave carece de motor y controles Linze interroga a los vecinos que le informan que el “ovni” es una pieza descartada del decorado de un documental que se rodaba en la zona.

Siete años después Swanson insistía en su papel de Norma Desmond.

Via Los Angeles Times Tumblr

Pistas arqueológicas

650px-Beverage_pull_tab

comillasTodos los periodos tienen algún objeto que los define. Con los romanos fueron las monedas; en el isabelino las hebillas; siglos XVIII y XIX esas pipas de cerámica. ¿Sabes que define nuestra época? Esas anillas de lata. Dentro de mil años los arqueólogos pueden encontrar una anilla y estrechar el estrato de historia en un periodo desde mediados de los 60 a mediados de los 80.

Bonekickers, episodio 6