«Venta» ritual de esposas en Inglaterra en los s. XVIII y XIX

Old-Time punishments (1890), William Andrews, F.R.H.S.

Fragmento del artículo de E. P. Thompson Folklore, antropología e historia social:

Incluso un ritual altamente atípico puede, de este modo, proporcionarnos un valioso mirador desde el que observar la normas. Hace diez años, me interesé por la “venta” ritual de esposas en la Inglaterra de los siglos XVIII y XIX. Esta práctica, que se daba entre jornaleros, granjeros y demás, no puede ser considerada típica de nada. No obstante, he encontrado un número suficiente de casos (unos 300), y bastantes indicios que prueban que esta costumbre era generalmente admitida entre las “clases bajas” y que el ritual era aprobado por la comunidad trabajadora como signo de una legítima transferencia de los miembros del matrimonio. De todos modos, seguía siendo un ritual poco común que provocaba comentarios y que casi constituía un pequeño acontecimiento.

El ritual debía ser ejecutado en forma debida: en un mercado público, con publicidad previa, la mujer llevada de un ronzal alrededor del cuello o la cintura, con un subastador (usualmente el marido), ofertas públicas, y finalmente con el paso del extremo del ronzal del vendedor al comprador. He llevado a cabo la recopilación de los casos, en parte a base de pequeños párrafos de periódico, y en parte a través de los archivos de los coleccionistas de folklore. Los directores de periódico, los periodistas y los folkloristas eran, generalmente, espectadores ajenos que contemplaban un espectáculo cuya significación pretendían extraer de sus atributos formales: tomándolo como una “venta”. Una ilustrada clase media, que en el siglo XIX había protestado ruidosamente contra la esclavitud, se avergonzó profundamente al descubrir este signo de barbarie delante de sus mismas narices, en el corazón de la “progresista” Inglaterra. Unos pocos folkloristas juguetearon, sin demasiada convicción, con la idea de que se trataba de reliquias precristianas anglosajonas; uno o dos (y éstas son siempre las excepciones importantes para el historiador) examinaron incluso esta costumbre con la penetración que da la observación objetiva. Pero, en general, esta práctica fue condenada en los más duros términos morales.

Sin embargo, un examen más detallado de los datos ha permitido que esta costumbre pueda ser vista de un modo diferente. El ritual era, de hecho, una forma de divorcio, en un momento en el que los ingleses carecían de cualquier otra forma de separación legal. En casi todos los casos la “venta” tenía lugar con el consentimiento de la esposa. En la mayor parte de las ocasiones el matrimonio anterior se había roto ya, y se ha podido demostrar que la subasta “abierta” era completamente ficticia: el comprador de la esposa había sido previamente aceptado, y en muchos casos era ya el amante de ésta.

Más aún, el marido que vendía a una esposa a la que, emocionalmeme, había “perdido” ya, frecuentemente se comportaba con una generosidad más humana que la que se encuentra hoy en los tribunales de divorcio. El asunto se desarrollaba frente a las miradas de todos, y el marido ocultaba la vergüenza de haber perdido a su esposa, primero a través del ritual ficticio de que era él quien vendía a la esposa y, en segundo lugar, por medio de algún gesto de generosidad y buena voluntad. Frecuentemente, el marido dedicaba el total, o la mayor parte, de la pequeña suma producto de la venta a que se bebiera a la salud de la nueva pareja en la taberna del mercado. En alguna ocasión, un marido que se separaba de su esposa hacía que sonaran las campanas de la iglesia, pagaba el coche de alquiler de la nueva pareja, o les hacia un regalo en comida o ropa.

Folklore, antropología e historia social
E. P. Thompson

Anuncios

Schnabelperchten

Tales from Weirdland

Schnabelperchten (Valle de Rauris, Austria)
Irrumpen en las casas el 5 de enero, la víspera de Epifanía. Anuncian su llegada con un sonido gutural e irrumpen en las casas con su característica apariencia: batas y mandiles viejos con parches, zapatillas trenzadas de paja y un enorme pico que les cubre toda la cara. Traen unas grandes tijeras para cortar barrigas, aguja e hilo, una escoba y una gran cesta a la espalda donde se pueden ver restos de víctimas anteriores.
Entran en las casas y comprueban si están limpias, si encuentran basura le abren el vientre al responsable, lo rellenan con la suciedad y lo cierran con aguja e hilo. Los niños, principales víctimas, deben de asegurarse que sus habitaciones estén bien ordenadas.
Tras la comprobación los anfitriones los agasajan con algo de aguardiente o una pequeña cantidad de dinero y los Schnabelperchten parten a comprobar otras casas.
(Via Schnabelperchten in Rauris)

Diez

1.- El fin del mundo | John Martin

John Martin, The End of the World, The Great Day of His Wrath, Tate Britain, London, 1851-53

2.- Una isla llamada Salas y Gómez | Catedra de Historia y Patrimonio Naval

En el Océano Pacífico hay una pequeña isla deshabitada llamada Salas y Gómez (Motu Motero Hiva para sus habitantes aborígenes). Durante mucho tiempo se ha pensado que éste era el nombre de su descubridor español. Sin embargo, la realidad es distinta.

3.- Matemáticas y religión.

4.- Los 13 diseños más extravagantes de la Fórmula 1 | Jotdown

A lo largo de la historia de la competición reina del automovilismo, los diseñadores se han estrujado las neuronas buscando algún modo de arañar centésimas al crono. En muchas ocasiones sus ingenios dieron buenos frutos, en otras muchas ocasiones no, y en algunas otras se convirtieron en el hazmerreír del paddock. He aquí 13 ejemplos de esta última categoría en orden cronológico.

5.- Maquina de escribir música, 1936 (Museo de la Técnica, Figueres)

6.- La calidad de imagen de algunas de las primeras películas de cine era mucho mayor de lo que solemos ver | microsiervos

7.- Los “barbáricos” experimentos contra enfermedades mentales de nuestra historia reciente (y cómo conseguimos dejarlos atrás) | BBC

Los primeros psiquiatras probaron todo tipo de experimentos para “ayudar” a sus pacientes, muchos de ellos cuestionables, como por ejemplo “la ducha”, que consistía en sorprender a los pacientes con un baldazo de agua helada.

Algunos incluso revirtieron a técnicas del pasado, como abandonar a pacientes en el medio de un río, forzándolos a nadar hasta la costa.

La idea de entonces era que estos shocks podían liberar a la mente y sacar a las personas de su estado de locura.

8.- Bici-flotante (1926)

9.- El ridículo caso de la mangosta parlante | el hispanoamericano

Gef nació en la aislada Isla de Man de la mano de James Irving, un vendedor de pianos de Liverpool que había decidido ido a vivir allí, en pleno entorno rural, sin electricidad ni agua corriente. Pero algo pasó con el bueno de James el 12 de octubre de 1931: al parecer oyó un runrún animal que procedía de detrás de unos paneles de madera que recubrían las paredes de su casa. […] Entonces el animal decidió que ya era hora de salir de su escondite, y se presentó ante la familia: era una mangosta parlante monda y lironda que respondía al nombre de Gef. La mangosta aseguraba haber nacido en 1852 y ser “superinteligente” y “la octava maravilla del mundo”.

10.- El misterio de las alumnas que gritan en escuelas en Malasia | BBC

Diez

01.- The Pizza Effect | Futility Closet.

Se piensa que las coberturas modernas de pizza se originaron en Italia, pero en realidad fueron desarrolladas por inmigrantes italianos en los Estados Unidos y luego se exportaron a Italia. El antropólogo de la Universidad de Syracuse Agehananda Bharati llama a esto el “efecto pizza”: los elementos de la cultura de una nación a veces se desarrollan en otros lugares y luego se reimportan. Sigue >>

02.- La broma que convenció al mundo de que Hansel y Gretel era una historia real | Lecturalia

Hansel y Gretel es uno de los cuentos de hadas más famosos de la historia desde su aparición en los Cuentos de los hermanos Grimm en 1812. Por eso, cuando «La verdad sobre Hansel y Gretel» apareció publicado en 1963, se generó un auténtico fenómeno mediático en Alemania. ¿Acaso era posible que estuviera basado en una historia real? De hecho, el libro fue calificado como uno de los más importantes de la década. Sigue >>

03.- N.L.E Trenching Machine Mark I – “Nellie” | Forgotten Futures

04.- Monedas de cristal | Not in the History Books Durante la II Guerra Mundial EEUU experimentó con varios materiales para las monedas pues se quería conservar la mayor cantidad posible de cobre para el esfuerzo bélico. El cristal fue uno de los que se probó, fue descartado porque demasiadas monedas se rompían durante la fabricación.

05.- Fabre’s Book of Insects (1921) | The Public Domain Review

06.- ¿Por qué cientos de zapatos deportivos están apareciendo en playas desde las Bahamas hasta Escocia? | BBC

“Los zapatos izquierdos y derechos flotan con una orientación diferente respecto al viento”, explica. “Entonces, cuando el viento sopla sobre ellos, van a diferentes lugares. Así que en algunas playas tiendes a conseguir las zapatillas izquierdas y en otras las derechas”.

07.- Representación de silencio:

08.- España, Bajos Fondos (1): Cafetines de Dormir | Agente provocador

Los cafetines de dormir funcionaba pagando unos reales con los que pedir un café con leche, un café solo o un vasito de aguardiente para disponerse a pasar la noche, pero cada dos horas el tabernero lo despertaba para que abonase otra consumición. Algunos, en medio del sueño y el cansancio, para evitar caer al suelo, se ataban a las mesas. Los más «afortunados» podían ir a las estancias llamadas «reservadas» o «preferentes», que no eran otra cosa que unas sucias salas en las que se podía dormir en el suelo, hacinado junto a otras personas, pero sin que el dueño te molestase. Había, por supuesto, que pagar un poco más.

09.- Reliquias para el parto de la reina (1880)

El Pabellon Nacional | 02/09/1880

10.- North Quay, Drogheda, Ireland. 1865 | reddit

Diez

01.- Armaduras contra obuses: así fue la guerra más extraña y salvaje | Agente Provocador · Miles de soldados y voluntarios marcharon a la Primera Guerra Mundial con arcaicas armaduras, sables ancestrales o viejos arcabuces. Aquella fue la carnicería más extraña, anacrónica y salvaje

02.- Pises en la piscina, tatuajes de henna y posos de café que desatascan tuberías: llega el Consultorio XLVIII a Maldita Ciencia | Maldita.es

03.- Poster de como quedaría América del Norte si Alemania ganara la I Guerra Mundial, 1916 | Maps on the web

04.- B-10#27 SMS Emden Cañones en el Paraíso | Casus Belli Podcast
El SMS Emden fue un crucero ligero alemán de la Kaiserliche Marine durante la Primera Guerra Mundial. Destacado en la colonia alemana de Kiau Chau en Tsingtao, no formaba parte de la escuadra del almirante Graf von Spee, y se dedicó a efectuar una notable guerra de corso en el Océano Índico, entorpeciendo las rutas de navegación y hundiendo más de 16 barcos enemigos.04.- B-10#27 SMS Emden Cañones en el Paraíso | Casus Belli Podcast

05.- Hilo sobre los distintos métodos de pasar y consumir alcohol de estranjis.

06.- 6 de los impuestos más insólitos de la historia | BBC

07.- The racist signs of Apartheid, 1950-1990 | Rare Historical Photos

http://www.rarehistoricalphotos.com

08.- El Prado pide ayuda a los geólogos para identificar este paisaje | voxpopuli

09.- ¿Cómo murió Van Gogh? Este viejo revólver oxidado guarda las claves del enigma | eldiario.es

10.- Mutant Bicycles: Bicycle Inventions in Chicago 1948 | Avax News

Pueblos

Via

Los libirnios tienen las mujeres en común y crían a sus hijos en común hasta los cinco años; después, al sexto, tras reunir a todos los niños, establecen los parecidos con relación a los hombres y dan a cada padre el que se le parece; y desde que recibe al niños, cada uno lo toma a su cargo como hijo.

Los saurómatas se alimentan hasta la saciedad a lo largo de tres días. Y obedecen en todo a las mujeres como si fueran sus dueñas. Y no se unen en matrimonio con una doncella antes de que hayan dado muerte a un enemigo.

Los cercetas apartan de cualquiera de las ceremonias sagradas a los que han cometido injusticias. Y si alguno fracasa en gobernar una nave, se le acercan uno a continuación de otro y le escupen.

Los licios honran más a las mujeres que a los hombres, y reciben su nombre de la madre y dejan los derechos de herencia a las hijas, no a los hijos. Y cualquiera que siendo libre es cogido robando se convierte en esclavo. Y no presentan los testimonios en los juicios de forma inmediata sino cuando ha transcurrido un mes.

Los dapsolibios, cuando se reúnen en grupo, todos se casan al tiempo en un solo día a la caída de las Pléyades; y después del banquete, como las mujeres yacen por separado, cuando han apagado la lámpara salen y cada uno toma a la que ha encontrado por casualidad.

Los libios maclieos, cuando muchos pretenden a una mujer, cenan en casa de su cuñado en presencia de la mujer; y cuando han hecho numerosas bromas, la mujer se casa con el autor de aquella que le ha hecho reir.

Los atarantes libios no tienen nombres. Insultan al sol cuando sale porque trae a la luz numerosas desgracias.

Los persas, lo que no está permitido hacer, ni siquiera lo dicen.

Colección de costumbres asombrosas
Nicolao

Cursos de escritura en el MI5

Pero permitidme que reconozca, para concluir, una deuda de gratitud con el MI5 que jamás podré pagar suficientemente. La instrucción más rigurosa que he recibido como escritor no se la debo a un maestro, ni a un profesor de universidad, ni menos aún a una escuela de escritores. Me la proporcionaron los jefes de mayor nivel del cuartel general del MI5 en Curzon Street, en Mayfair, educados con los clásicos, que se abalanzaban sobre mis informes con jubilosa pedantería y monumental desprecio por mis frases inacabadas y mis adverbios inútiles, y garabateaban en los márgenes de mi prosa inmortal comentarios tales ,como «redundante», «elimínelo», «justifíquelo», «poco elegante» o «¿de verdad es esto lo que ha querido decir?». Ninguno de los revisores que he tenido desde entonces ha sido tan exigente ni ha acertado tanto.

Volar en círculos
John le Carre

La ola

“A large map representing the sea, without the least vestige of land”, appearing in the first edition of Lewis Carroll’s epic poem The Hunting of the Snark, 1876. Via

Teníamos una cabaña de verano en el lago Míchigan, y recuerdo una tarde de niña en la que yo chapoteaba entre las olas mientras ella leía un libro en la playa. Vi que las olas eran justo lo bastante grandes como para permanecer sumergida y, luego, salir a coger aire un momento por detrás de la ola cuando esta estaba en lo más alto, ocultándome de la vista. Dejé que mi madre se incorporase y escudriñara el agua. Dejé que cerrara el libro. Dejé que se pusiera en pie. Dejé que corriera hacia el agua disponiéndose a gritar. Y gritó. Solo entonces di un brinco y emergí a su vista como si tal cosa.

El asesino sin rostro
Michelle McNamara.

Aquí hay una historia

El español «de porte fino» que se hacía el mudo ( El Imparcial, 25/09/1885)

Miss Stone, prisionera de los insurrectos ( El Noroeste, 04/01/1902)

El ama de cría de los fantasmas ( Diario de la Coruña, 16/05/1857)

Las dudas y los libros ( La Hormiga de oro, 22/08/1929)

El hallazgo de la goleta Thor (El Correo Gallego, 02/04/1901)