Pueblos

Via

Los libirnios tienen las mujeres en común y crían a sus hijos en común hasta los cinco años; después, al sexto, tras reunir a todos los niños, establecen los parecidos con relación a los hombres y dan a cada padre el que se le parece; y desde que recibe al niños, cada uno lo toma a su cargo como hijo.

Los saurómatas se alimentan hasta la saciedad a lo largo de tres días. Y obedecen en todo a las mujeres como si fueran sus dueñas. Y no se unen en matrimonio con una doncella antes de que hayan dado muerte a un enemigo.

Los cercetas apartan de cualquiera de las ceremonias sagradas a los que han cometido injusticias. Y si alguno fracasa en gobernar una nave, se le acercan uno a continuación de otro y le escupen.

Los licios honran más a las mujeres que a los hombres, y reciben su nombre de la madre y dejan los derechos de herencia a las hijas, no a los hijos. Y cualquiera que siendo libre es cogido robando se convierte en esclavo. Y no presentan los testimonios en los juicios de forma inmediata sino cuando ha transcurrido un mes.

Los dapsolibios, cuando se reúnen en grupo, todos se casan al tiempo en un solo día a la caída de las Pléyades; y después del banquete, como las mujeres yacen por separado, cuando han apagado la lámpara salen y cada uno toma a la que ha encontrado por casualidad.

Los libios maclieos, cuando muchos pretenden a una mujer, cenan en casa de su cuñado en presencia de la mujer; y cuando han hecho numerosas bromas, la mujer se casa con el autor de aquella que le ha hecho reir.

Los atarantes libios no tienen nombres. Insultan al sol cuando sale porque trae a la luz numerosas desgracias.

Los persas, lo que no está permitido hacer, ni siquiera lo dicen.

Colección de costumbres asombrosas
Nicolao

Anuncios

Cursos de escritura en el MI5

Pero permitidme que reconozca, para concluir, una deuda de gratitud con el MI5 que jamás podré pagar suficientemente. La instrucción más rigurosa que he recibido como escritor no se la debo a un maestro, ni a un profesor de universidad, ni menos aún a una escuela de escritores. Me la proporcionaron los jefes de mayor nivel del cuartel general del MI5 en Curzon Street, en Mayfair, educados con los clásicos, que se abalanzaban sobre mis informes con jubilosa pedantería y monumental desprecio por mis frases inacabadas y mis adverbios inútiles, y garabateaban en los márgenes de mi prosa inmortal comentarios tales ,como «redundante», «elimínelo», «justifíquelo», «poco elegante» o «¿de verdad es esto lo que ha querido decir?». Ninguno de los revisores que he tenido desde entonces ha sido tan exigente ni ha acertado tanto.

Volar en círculos
John le Carre

La ola

“A large map representing the sea, without the least vestige of land”, appearing in the first edition of Lewis Carroll’s epic poem The Hunting of the Snark, 1876. Via

Teníamos una cabaña de verano en el lago Míchigan, y recuerdo una tarde de niña en la que yo chapoteaba entre las olas mientras ella leía un libro en la playa. Vi que las olas eran justo lo bastante grandes como para permanecer sumergida y, luego, salir a coger aire un momento por detrás de la ola cuando esta estaba en lo más alto, ocultándome de la vista. Dejé que mi madre se incorporase y escudriñara el agua. Dejé que cerrara el libro. Dejé que se pusiera en pie. Dejé que corriera hacia el agua disponiéndose a gritar. Y gritó. Solo entonces di un brinco y emergí a su vista como si tal cosa.

El asesino sin rostro
Michelle McNamara.

Aquí hay una historia

El español «de porte fino» que se hacía el mudo ( El Imparcial, 25/09/1885)

Miss Stone, prisionera de los insurrectos ( El Noroeste, 04/01/1902)

El ama de cría de los fantasmas ( Diario de la Coruña, 16/05/1857)

Las dudas y los libros ( La Hormiga de oro, 22/08/1929)

El hallazgo de la goleta Thor (El Correo Gallego, 02/04/1901)

Castle

Paradise Built and Lost – Abandoned waterpark, Somewhere in California.

Danny Fields: Estaba en Los Ángeles alojado en el Castle con Edie Sedgwick y Nico, que andaban por Hollywood por alguna razón que no recuerdo. El Castle era una casa de dos plantas propiedad de una vieja gloria de Hollywood que se la alquilaba a bandas de rock. Todo el mundo se había alojado allí: Dylan, los Jefferson Airplane, la Velvet. La dueña la alquilaba a bandas de rock & roll porque estaba en tal estado de ruina que daba igual lo que le pudiera suceder.

Por favor mátame
La historia oral del punk
Legs McNeil y Gillian McCain

Diez

01.- Los libros que provocaron una frenética búsqueda del tesoro: «Mascarada» y «El Secreto»

02.- A Fashion Puzzle: Un manual de censura inglés de la II GM indica que este dibujo contiene un mensaje secreto, en morse y escondido en el vestidos. También la firma oculta información. Por desgracia el manual no explica donde se encuentran estos mensajes.

03.- El misterio de las estatuas egipcias sin nariz. Buena parte de las estatuas del antiguo Egipto han llegado hasta nosotros mutiladas. Un egiptólogo propone ahora que la destrucción de las narices fue un acto premeditado y mantenido durante siglos.

04.- Resuelto el misterio de por qué aparecían teléfonos de Garfield en la costa francesa.

05.- «Este monstruo horrible apareció en la Laguna de Tagua en la estancia de D. Próspero Elso en el Reino de Chile en la cual hacia mucho daño comiendo y matando cuanto animal iba a beber a dicha Laguna». Monster Brains

06.- 5 Urban Legends (That Have Totally Been Solved By Science)

07.- La desaparición de la Expedición Leichhardt que dejó anagramas indescifrables en los árboles.

08.- El brutal asesinato de una joven en Pekín y la “batalla literaria” para identificar al asesino.

09.- Salem es una pintura de 1908 del pintor inglés Sydney Curnow Vosper, que representa una escena dentro de la capilla bautista de Salem en Pentre Gwynfryn, en el norte de Gales. Es digno de mención como representación de la piedad galesa, el traje nacional tradicional galés y por la creencia de que el demonio está representado en él.

10.- El misterio de Roopkund, el lago helado que escupe restos humanos una vez al año.

200 páginas

Durante la dictadura de Primo de Rivera también se estableció la censura previa para las publicaciones periódicas y para libros siempre que no superasen las doscientas páginas. Las mentes bienpensantes del régimen pensaban que solo serían peligrosas aquellas obras que por formato y precio fuesen asequibles a las clases populares. Pero este requisito fue fácilmente burlado añadiendo prólogos, notas o apéndices o simplemente utilizando un tipo de letra mayor.

La persecución del libro
Ana Martínez Rus

Herejías

Escritura repetitiva expresando amor a Dios. Clinical psychiatry. 1915. Via

El nuevo siglo [XII] empezó con numerosas noticias de disensiones religiosas, las cuales anunciaban el principio de una larga tradición de herejía que se prolongaría hasta finales de la Edad Media. La primera crónica fue escrita en las primeras décadas del siglo por Guibert de Nogent, quien informa de un brote en el que algunos han visto indicios de influencia de los bogomilos. Poco después de la aparición de la herejía, Tanchelm predicó en Amberes, denunciando al clero y rechazando los Sacramentos. Contrajo matrimonio con una estatua de la Virgen María y se dice que sus seguidores le veneraban como a un Dios, incluso que llegaron a beberse el agua con la que se había bañado justo antes de su muerte a manos de un sacerdote en 1115. A mediados de siglo, Eon d’Etoile predicó herejías, afirmando ser el Hijo de Dios, y atrajo numerosos seguidores entre el campesinado antes de ser encarcelado por el obispo local. Más representativo de los herejes de este período fue Pedro de Bruis, cuya carrera duró unos veinte años. El también había sido influenciado por los bogomilos. Pedro de Bruis rechazaba el bautismo, la construcción de iglesias, los crucifijos, la Eucaristía y las buenas obras. Su protesta fue violenta, y su muerte tuvo lugar en 1139 o 1140, cuando sus enemigos le empujaron a una hoguera de crucifijos que él mismo había iniciado.

Los herejes
Michael Frasseto

Transformaciones

Tras someter el retrato al óleo Mujer en la ventana, del siglo XVI (Stella Mary Pearce adujo razones de indumentaria para atinar una fecha en torno a 1515), a una serie de reflectografías de infrarrojos, los restauradores comprobaron que la doncella cambió de aspecto al pasar de rubia a morena, le borraron los pezones y le taparon el escote para hacerla más acorde con el gusto Victoriano del siglo XIX. En 1855 el retrato fue adquirido por la National Gallery procedente de la colección veneciana de Galvagna y atribuido a Palma el Viejo (y hasta se supuso un retrato de la hija de Palma). En 1857 fue enviado a la National Gallery of Ireland de Dublín, en 1929 reatribuido por Longhi a Lorenzo Lotto en una fase «palmesca» y en 1936 reconsiderado por Berenson como obra de Pordenone. A decir verdad, su aspecto original parece más acorde con la imagen de una cortesana. Nos recuerda La dama del unicornio (1504) de Rafael (Gallería Borghese de Roma). No sabemos quién es la joven del retrato, tal vez Maddalena Doni o Maddalena Strozzi, alguna muchacha de la familia Borghese o Elisabetta, hermana del pintor. Pero lo que nos interesa aquí es señalar que fue travestida en una casta Santa Catalina de Alejandría por mano de algún pintor anónimo a fines del siglo XVI. A tal efecto deslizó una capa sobre sus hombros desnudos y pintó el obligado atributo de la rueda a su espalda. Al pobre unicornio lo velaron de un plumazo (fue catalogada entonces como obra de Perugino y hasta de un pintor de segunda fila). La dama del unicornio (en realidad el animal mitológico es símbolo de castidad e inocencia) volvió a ver la luz tras ser analizada por el excelente ojo crítico de Roberto Longhi y la restauración de 1935-36.

De falsos, falsarios y otras apostillas
sobre patrimonio histórico-artístico

José Luis Hernando Garrido

Más información: